Salat Resort Hotel - Les Borges Blanques
El antiguo Hotel Salat (imagen original de segre.com)

La comarca de Les Garrigues en Lleida, se ha convertido en un referente de turismo alternativo por todo aquel apasionado al encontrar nuevas rutas desestacionalizadas durante las épocas del año menos calurosas, gracias en buena parte a su «Ruta de l’Oli» (la ruta del aceite).

En sus tiempos mozos, destacaba de sobremanera el Parque Temático del Aceite que estaba, a medio camino entre las poblaciones de Les Borges Blanques y de Juneda.

Se inauguró en 1998, con una clara finalidad, la de dar a conocer el aceite de oliva virgen extra de Les Garrigues, uno de los principales motores económicos de la comarca.

Ahora ya, por desgracia, cerrado y fuera de servicio, en aquel entonces, dando un paseo por los alrededores del parque, se podría encontrar un paraíso lleno de olivos, entre ellos algunos con 1700 y 2200 años de antigüedad.

También se podía apreciar de forma destacable, la colección de prensas que se habían ido utilizando durante los siglos anteriores en el proceso de extracción y elaboración del aceite, dando a conocer la evolución del mismo desde el siglo V hasta la fecha.

En su entorno exterior, también se podía ver la prensa de aceite más grande del mundo, con una altura de casi 14 metros y traída en su día desde la población tarragonina de Cambrils.

La filosofía del parque era clara, acercarnos a su cultura ancestral del aceite, cuidando de forma excepcional todos los elementos que había en la parte exterior, encontrando en cada paso que se daba, diferentes paneles de información con datos interesantes que, a su vez, te hacían disfrutar de su historia.

Finalizada la visita exterior al parque de Les Borges Blanques, era «casi obligatorio» observar curiosamente el recinto interior, una antigua construcción medieval templaria del siglo dieciocho.

Y cómo no, al salir, quien quisiera, podía visitar la tienda y llevarse uno de los mejores aceite de oliva virgen extra que tenemos en este país.

El «viejo» restaurante Estrella de Masia Salat

El restaurante Estrella de Masia Salat está ubicado en el kilómetro 71 de la carretera N-240, en Les Borges Blanques, y cerró sus puertas definitivamente en 2016.

Este restaurante formaba parte del mismo complejo de Masia Salat, que integraba un hotel en desuso (se inauguró en 2007 y cesó su actividad en 2014; ahora el propietario es el BBVA).

Cabe recordar que, en diciembre de 2013, los propietarios del restaurante, la familia Riera, cedieron la gestión del restaurante a la empresa «La estrella de Teià», que también se encargaba de otros negocios, y fue cuando el restaurante pasó a llamarse Estrella de Masia Salat.

La comarca de les Garrigues

A día de hoy, la comarca de les Garrigues, sigue siendo un paisaje que perfila olivos y almendros por toda la comarca, caracterizada por un terreno seco (excepto en zonas muy concretas).

El olivo es el cultivo más extenso de la comarca, la variedad de olivo típico es la arbequina y su aceituna, pequeña, redonda y tensa, produce un aceite sin gran acidez, considerado el mejor por los entendidos.

Arbeca, Les Borges Blanques, Juneda, Puiggròs y una parte de Castelldans configuran un espacio que, gracias a las aguas del canal de Urgell, permite el cultivo de alfalfa, maíz y, sobre todo, frutales.

Por otra parte, Albi, Cervià, Espluga Calba, Fulleda, Puebla de Cérvoles, Tarrés, Vilosell y Vinaixa también producen uva destinada a la fabricación de cava.

El Set, el río más importante de la comarca, nace en el corazón de la sierra de la Llena, pero el clima árido y continental hace que la mayor parte del año esté seco, y circula, cuando lleva agua, por el Vilosell, la Puebla de Cérvoles, Albi, Cervià, Albagés y Cogul.

Además, la piedra también tiene un espacio importante en el legado cultural de la comarca.

Las construcciones de piedra seca son principalmente antiguas cabañas de bóveda, receptáculos de agua, los márgenes y los cobijos, que se construyen exclusivamente con piedra (sin utilizar ningún tipo de sujeción entre las diferentes piezas) y que quedan perfectamente integradas en el paisaje chaparral.

Deja un comentario

Comentarios

Aún no hay comentarios. ¿Por qué no comienzas el debate?

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.